¿Por qué se tiene más apetito durante la regla? (y cómo combatirlo)

Cada mujer es un mundo y cada una siente físicamente de una forma distinta (aunque casi todas suelen ser muy comunes), que le va a venir el periodo: la barriga se hincha y parece un globo, aparecen granos en el cutis, hay mayor retención de líquidos, puede que notes cambios de humor.. y suele ser muy común, o en los días previos, o durante el periodo o en ambos, tener más ganas de comer, un mayor apetito. Y no precisamente por el brócoli o la lechuga, qué va: te entran ganas de comer todo lo que se considera insano y por extensión, calórico. Que si galletas (dulces en general), chocolate, salados (ay, las patatas fritas de bolsa), frutos secos.. Pareces un saco sin fondo, te da la impresión de que no puedes evitarlo y además, luego te sientes la mar de culpable.

¿Por qué sucede esto? ¿se puede combatir de alguna forma? Hablamos con Daniel Mouriño, especialista en alimentación y deporte, y esto es lo que nos cuenta.

Las ganas de comer se dan en la fase lútea

El ciclo menstrual se divide en dos fases, folicular (día 1 de la regla y hasta el 11) y lútea (resto de días): en esta última es en la que se describen más alteraciones como ganas de comer, retención de líquidos, aumento del peso corporal, dolores, hipersensibilidad emocional, etc. “Es en esta fase cuando suele incrementarse la ingesta energética y suele producirse lo que se denomina como antojos por alimentos dulces, salados y chocolate”, comenta Mouriño.

Portrait of funny beautiful girl eating donut

Respecto a los antojos aunque a veces se ha sugerido que tienen una base fisiológica, hoy en día este argumento está desechado. Algunos autores dicen que los cambios hormonales pueden provocar alteraciones del gusto y el olfato, favoreciendo de esta forma estos antojos de los que hablábamos.

Conviene aumentar la ingesta de alimentos con potasio

Bien, así que si tienes más apetito es una cosa completamente normal en esta fase, pero, ahora bien, ¿se puede combatir de alguna forma estas ganas de comer? ¿qué consideraciones dietéticas podemos tener? “Convendría limitar la sal dietética, elegir alimentos frescos y no procesados y enlatados (para evitar el sodio oculto) e incrementar la ingesta de alimentos ricos en potasio (frutas, verduras-hortalizas) puede favorecer una mayor diuresis y pérdida de agua extracelular y por tanto, contrarrestar el incremento de agua”, aclara.

También es recomendable la ingesta de alimentos ricos en triptófano como los lácteos o el cacao. En esta fase también es relativamente frecuente la hipersensibilidad emocional e irritabilidad, por ello puede ser interesante reducir las bebidas que pueden ser fuentes de cafeína (café, refrescos de cola, refrescos con guaraná…) y evitar el alcohol.

Y, ¿qué hacer con los antojos? “Algunos trucos como elegir chocolates con muy alto contenido en cacao (más saludable y más saciante), incrementar la ingesta de verduras-hortalizas y cereales integrales para saciarse más sin variar demasiado la ingesta calórica, elegir como alimentos salados algunos como jamón o cecina y como dulces alternativas más saludables e hipocalóricas como la fruta cocida con canela, gelatinas no azucaradas…”, añade. “Y como durante el ciclo, hay sangrado, estaría bien incluir alimentos ricos en hierro (carnes rojas) junto a fuente de vitamina C (que ayudan a su absorción)”, finaliza.

Click aquí para cancelar la respuesta.