La mano, tu mejor amiga

Ahora todo el mundo reconoce que se masturba, y el que no lo reconoce, también lo hace. Pero antes estaba mal visto. Recuerdo una ex mía que negaba la mayor. Yo le preguntaba:

– ¿Tú a veces no tienes el dedico tonto?

– ¿Qué yo qué? ¿¿¿Qué si yo??? ¿¿¿¿Qué yo me???? Eres un cerdo…? ¿Yo? ¿Yo?

– Cariño, si es normal. Si yo tengo un agujerito en la nariz y me pica, y uno en la oreja y me pica, y uno en el culo y pica… ¡si tuviera un agujerito delante me picaría y me rascaría! El diccionario ya define ‘agujero’ como: “Lugar que pica”.

Pero, eso sí, las mujeres a veces tienen temporadas más animadas. Una noche, leyendo a Borges, la mano te cae en el regazo y te animas, y una cosa te lleva a la otra y no paras… y hay otras temporadas en las que te olvidas en dos meses de ti misma y de repente haciendo pis dices: “¡Uy, el chichi! ¡Si estás ahí!”

male is standing  and shows outstretched hand with open palm

¡Pero los tíos tenemos dos depósitos donde se almacena un líquido que se segrega involuntariamente! Es como el sudor. Tú no dices: “¡Hoy dejo de sudar!” Tampoco puedes decir: “Voy a cerrar el grifo.” Eso se va acumulando sólo… Y como todo depósito de capacidad limitada, llega un momento en que si no se vacía, explota. Además, hay un hilo conductor con la mente y cuando retienes demasiado te vuelves un cerdo paranoico, y te excitas con todo lo que se mueve. Vas salido perdido. Yo me follo en esos casos hasta las columnas de las discotecas. Que mis amigos me dicen:

– Pero ¿qué haces? ¡Suelta el pilar!
– Bueno, pero se llama Pilar, ¿no? ¡Pues toma, y toma, y toma!

Moraleja: la paja es tu mejor amiga. Tú la traicionarás: te echarás novias, te irás con otras, delegarás el asunto en terceras manos… pero tarde o temprano volverás y ahí estará ella: ¡sin reproches, sin malas caras, con su swing!

Click aquí para cancelar la respuesta.